Un fontanero deberá pagar 494.723 euros por las graves lesiones que ocasionó la explosión de una caldera

La Audiencia Provincial de Cantabria ha condenado al pago de una indemnización de 494.723 euros a un fontanero por la explosión de una caldera que carecía de dispositivos de seguridad.

Puede afirmarse que la actuación profesional del acusado faltó a las más mínimas normas de cuidado exigibles e infringió la legislación de seguridad sobre este tipo de instalaciones”, explica la sentencia.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *